El plan B de Telefónica: sacar a bolsa O2, renunciar al dividendo en efectivo o buscar otro comprador

 

31E27F64FF876BD1BA3F25F545F1

 

Durante los últimos meses el mercado había barajado la posibilidad de que la venta de O2 a Hutchison por parte de Telefónica se viese frustrada por problemas con las autoridades de la competencia de la Unión Europea, unos temores que se han multiplicado desde que el domingo Bloomberg publicase que el regulador va a bloquear la operación. Estas son las cinco opciones que baraja el mercado si la venta no llega a buen puerto.

Desde la agencia de noticias aseguran que la teleco está estudiando los movimientos que podría realizar para poder recortar el endeudamiento una vez que la operación se encuentra en una situación de riesgo.

La primera sería la venta de O2 a otro operador y, según apuntan desde Bloomberg, Liberty podría fijarse en la filial británica de Telefónica si la venta a Hutchison fracasase. Asimismo, la agencia de noticias señala a una posible salida a bolsa como otra de las alternativas que está barajando Telefónica.

Mientras, desde UBS indican que “antes de elegir alguna opción dilutiva” para el accionista, Telefónica consideraría la desinversión en infraestructuras, la colocación de O2 a otro comprador o un dividendo completamente en scrip durante dos años. “Telefónica tiene opciones con las que podría restaurar la flexibilidad de sus cuentas a la vez que evita o limita la dilución al accionista”, completan desde el banco suizo, según recogen desde Bloomberg.

14609809628273Desde la entidad aseguran que el 60% del desapalancamiento que lograría la compañía a través de la venta de O2 podría ser cubierto durante dos años mediante opciones como la reducción del dividendo en efectivo o la venta de participaciones en BBVA y China Unicom. Aún así, advierten de que no se puede descartar el riesgo de que el 40% restante se cubra “mediante instrumentos de financiación dilutivos”, que podría incluir la venta de bonos híbridos, bonos convertibles o la emisión de derechos.

A pesar de las últimas noticias en torno a la operación, desde Sabadell aún creen que la empresa ahora capitaneada por José María Álvarez-Pallete logrará cerrar la operación.

“Seguimos manteniendo que se acabará aprobando, ya que las compensaciones ofrecidas no restarán atractivo a la operación para Hutchison que con la compra de O2 da un salto cualitativo significativo en Reino Unido ya que le permitirá aplicar economías de escala y competir mejor”, concluyen desde la entidad catalana.

 

FUENTE: El economista.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros que nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más información | OK